martes, diciembre 29, 2009

20 prematuras recomendaciones para esta década

Elaborar esta lista con lo más destacable del período 2000-2009 ha sido muy difícil; es tal la cantidad de estrenos interesantes que hemos tenido en estos diez años, que fácilmente hubiese podido subirla a cincuenta entradas, o incluso cien, y aún así hubiese sido complicado por las omisiones que me habría visto obligado a hacer. Sin embargo, por razones de logística no podían ser tantas, así que al final me he decidido por incluir veinte películas que me han dejado positivamente impresionado en esta década que termina, y que definitivamente recomiendo con los ojos cerrados. Por supuesto, soy perfectamente consciente de mi subjetividad, así como del hecho innegable de que hay muchas grandes obras que me he dejado por fuera, pero como esta lista en ningún momento pretende ser un ránking sino simplemente una muestra muy parcial de preferencias personales, creo que ninguno de vosotros tendrá inconveniente alguno en completar el listado añadiendo sus aportes en la sección de comentarios, aparte claro está de compartir vuestras impresiones sobre aquellas que sí se han incluído.
Y bueno, como siempre tiene que haber algún criterio de selección, tengo que confesar una limitación que tiene la lista y que, por otro lado, fue necesaria para llevar a cabo mi propósito, y es que automáticamente descarté para el listado de recomendaciones aquellas películas que no se hubieran realizado para cine, es decir, telefilmes y películas hechas para el mercado directo-a-DVD (que, ojo, no es lo mismo que simplemente no haber encontrado distribución). Espero que sepáis perdonar dicha omisión y que, en el caso de que no hayáis visto alguno de los títulos que propongo a continuación, os animéis a echarles un vistazo.
Y ahora, sin más preámbulos, aquí van las veinte prematuras recomendaciones de esta década. Prematuras porque, evidentemente, todavía no hay la suficiente distancia generacional que nos permita ver si estas películas serán o no recordadas en un futuro.
La sombra del vampiro (E. Elias Merhige, 2000)
Empezamos nuestra recapitulación de esta década con la cinta de E. Elias Merhige La sombra del vampiro, una película que en clave de comedia negra utiliza la historia del rodaje de Nosferatu para tejer no sólo un cuento de vampiros real y a la vez ficticio, sino también una reflexión estética sobre el cine y la capacidad del hombre para destruir aquello que ama. Es, por encima de todas las cosas, una película de terror acerca de las películas de terror, y sobre todo, un trabajo muy inteligente en el que destaca la actuación de Willem Dafoe como el misterioso vampiro Max Shreck, convertido en actor para mantener una doble farsa.
Ginger Snaps (John Fawcett, 2000)
Reconociendo abiertamente que el número de grandes películas sobre el tema de la licantropía no es lo que se dice muy impresionante, es agradable encontrarse con una cinta como Ginger Snaps que le haga a uno recapacitar. Esta curiosa película canadiense de abierto espíritu indie es también un buen ejemplo de aquellas historias que utilizan las formas del cine de terror para contar lo que en el fondo es una parábola del angst adolescente de toda la vida. No exageramos desde aquí cuando decimos que está entre las mejores películas de hombres-lobo de los últimos veinte años, y que este cuento de góticas de suburbio merece sin duda el culto que ostenta.
Frailty (Bill Paxton, 2001)
Debut como director de uno de los actores secundarios más versátiles del cine comercial, Bill Paxton, Frailty, conocida en España como Escalofrío, es también una gran película acerca del fanatismo religioso dotada de una atmósfera de aislamiento impagable gracias a su ambientación en la América rural de los años setenta. Las connotaciones morales que deja su desenlace están abiertas a debate, pero aún así, difícilmente encontraremos una película de terror americana de los últimos años que ofrezca tantos detalles diferentes con cada revisión, especialmente en lo que se refiere a la iconografía del cristianismo protestante. Es, además, una vuelta de tuerca a la ya conocida historia de crecimiento juvenil, mostrada a través del horror de un niño que ve como su adorado padre se convierte en un monstruo ante sus propios ojos.
Kairo (Kiyoshi Kurosawa, 2001)
Uno de los primeros grandes autores en la ola de producciones asiáticas de terror que llegaron a principios de la década fue Kiyoshi Kurosawa, quien nos dio en Kairo (conocida también como Pulse) una de sus mejores películas y también una de las historias que mejor combinan el cine de terror con la a veces inquietante simbiosis que se da entre el hombre y la tecnología. Sin embargo, esta película, por más que su remake americano se haya empeñado en negarlo, es más que simplemente un cuento de fantasmas que salen de Internet; es en realidad una historia sobre la soledad en un mundo en el que los avances tecnológicos permiten a la gente conectarse unos con otro pero nunca llegar a unirse. Aparte de eso es realmente terrorífica, pero eso es algo que tendréis que comprobar vosotros.
Dark Water (Hideo Nakata, 2002)
Los que leen esta página ya saben que aquí consideramos Dark Water como la mejor película de su director, el japonés Hideo Nakata. Basada en el cuento Agua flotante, del también nipón Koji Suzuki, representa asimismo una de las cimas del fantaterror japonés de los últimos años, así como una sólida metáfora sobre el abandono que en muy pocas ocasiones se rinde ante la facilidad del impacto. Por supuesto, contó con un remake americano de trama muy similar que terminaba por rendirse a la tentación de lo explícito, pero bajo cualquier parámetro crítico es el original el que se hace necesario revisar.
May (Lucky McKee, 2002)
Probablemente uno de los ejemplares más raros de esta lista, May, de Lucky McKee, es una película que no se parece a ninguna otra, y a la que hay que acercarse con cautela. Deudora también de ese estilo indie de varios directores en sus primeros trabajos, está construída también sobre la actuación de Angela Bettis como el personaje principal, una chica retraída y tímida que sólo desea que la quieran y que termina dando rienda suelta a una psique reprimida y castigada que le empuja a crearse la persona ideal a partir de varios candidatos no tan ideales.
The Ring (Gore Verbinski, 2002)
La primera de una serie casi interminable de remakes occidentales de grandes éxitos del fantaterror asiático, y también el único de ellos que se ha hecho realmente bien. The Ring es también una película de terror muy influyente para esta década que ha sido imitada en incontables ocasiones, aunque nunca con la efectividad que Gore Verbinski imprimió a este su tercer largometraje. De todas las adaptaciones que se han hecho del terror asiático, es también la única que ha sabido reconvertirlo correctamente al insertar la esencia del relato original en una mitología propiamente americana que tiene su origen en Lovecraft y los caseríos de Nueva Inglaterra.
Ju-On: The Grudge (Takashi Shimizu, 2003)
Si Kairo representa la cima del terror japonés cerebral y hacía ostentación de segundas lecturas muy evidentes, Ju-On: The Grudge, de Takashi Shimizu, es el novamás en cuanto a cine de miedo directo y emotivo destinado a estimular nuestro lado más irracional. De hecho, el argumento aquí es lo de menos, ya que a través de una historia segmentada Shimizu nos lleva a donde quiere por medio de poderosas imágenes y momentos que se quedan en nuestra cabeza mucho después de terminada la película. La cinta es en realidad una versión para cine de un telefilme de tres años antes, y ha sufrido numerosas reinvenciones y secuelas a lo largo de los años, pero de todas sus encarnaciones, es esta sin duda la mejor y la que más hay que tener en cuenta.
El amanecer de los muertos (Zack Snyder, 2004)
La prueba de que un remake se puede hacer bien. El entonces desconocido Zack Snyder se echa al hombro un guión de James Gunn, uno de los jóvenes valores de Troma, para sacar adelante la nueva versión de uno de los trabajos más conocidos de George Romero. El resultado, sin embargo, está muy lejos de las fantasías charcuteras de la antes mencionada productora. El amanecer de los muertos es, de hecho, una reinvención del original en clave de película de acción, abandonando el contenido metafórico de la del 78 pero al mismo tiempo aumentando las dosis de adrenalina y dándonos zombis rápidos y voraces enfrentándose a un mayor número de personajes. Snyder jamás ha vuelto a hacer nada tan destacable, y a pesar de que el original es considerado todavía un clásico, este remake se alza como una de las mejores películas de muertos vivientes de esta década.
Shaun of the Dead (Edgar Wright, 2004)
Creo que no hay nada que pueda yo decir sobre Shaun of the Dead que no se haya dicho ya mil veces. Este es uno de esos títulos que no faltarían en esta lista ni siquiera si esta fuese un número más pequeño. Comedia romántica con zombis, es también uno de los hitos del humor británico de los últimos años y la mejor muestra de cómo una película puede parodiar un género específico y al mismo tiempo hacer de su burla una declaración de amor a este. Indispensable.
The Descent (Neil Marshall, 2005)
Tras el éxito alcanzado con sus licántropos vs soldados, el británico Neil Marshall nos trajo este survival horror claustrofóbico en el que un grupo de mujeres espeleólogas se enfrentan a terribles criaturas en la oscuridad de una caverna desconocida. Tras usar gran parte del metraje para la presentación de sus personajes, Marshall se rinde felizmente al lado explotativo de su historia convirtiendo la película en una cinta de monstruos contra una fiera cave woman salida del infierno, con el correspondiente beneplácito de su público.
Los renegados del Diablo (Rob Zombie, 2005)
Si hay un director que deba ser destacado como una de las voces más interesantes del género de horror de esta década es sin duda Rob Zombie, quien poco a poco ha ido consiguiendo como cineasta un reconocimiento más allá de su conocida carrera como cantante. Una de las reglas que me impuse a la hora de elaborar esta lista fue la de no incluir más de una película de un mismo director, pero no tengo duda de que el caso de Rob Zombie bien podría haber sido una excepción. Los renegados del Diablo es, como ya todos saben, una secuela de su ópera prima, La casa de los 1000 cadáveres, a la que supera con creces. Toda la obra de Zombie, sin embargo, incluyendo sus dos entregas de Halloween, destila un auténtico gusto por el género que toca y un conocimiento profundo de sus influencias de los setenta, más allá de la banal referencialidad de muchos de sus contemporáneos.
Hostel (Eli Roth, 2005)
Otro director al que no se le puede quitar el ojo de encima es Eli Roth, cuya película Hostel no sólo ha sido una de las más influyentes en gran parte del cine de terror de esta década sino que además constituye un ejemplo perfecto de esta temática de miedo a lo(s) desconocido(s) que ha mostrado gran parte de la producción de este género en los últimos años. Todo esto, además, sin renunciar a un humor bastante macabro en determinadas ocasiones. Su secuela también es digna de mencionarse, pero no se puede apreciar correctamente sin haber catado antes esta primera versión.
Las colinas tienen ojos (Alexandre Aja, 2006)
Parida por el más exitoso (comercialmente hablando) de los nuevos directores de terror franceses, este remake de la película de Wes Craven demuestra cómo versionar un clásico con calidad: partir de la misma historia básica para luego subir las apuestas, detectando aquello que la original quería decir y llevándolo aún más allá. Comentarios sociológicos aparte, Las colinas tienen ojos de Alexandre Aja es una monster movie post-nuclear que, salvando sus truculencias gráficas, calza perfectamente con el imaginario de criaturas horrendas paridas de la imaginación humana tras la experiencia atómica.
À l'intériur (Julien Maury y Alexandre Bustillo, 2007)
De todas las recientes entradas del terror francés a nuestras carteleras, À l'intériur es no sólo la más salvaje de todas sino también aquella que mejor combina los elementos que conforman esta relativamente reciente obsesión de los galos con lo extremo. En el caso de esta película en particular habría que hablar de videotecas más que de carteleras, ya que tanto esta como otros ejemplos casi tan bestias han sido sistemáticamente ignoradas a la hora de obtener una distribución comercial. Aún así, el boca oreja ha sido suficiente para difundir la noticia de una de las cintas más crueles que nos han llegado últimamente, y que con todo y eso no renuncia a un humor negro casi tan despiadado como los litros y litros de sangre falsa que ostenta.
REC (Jaume Balagueró y Paco Plaza, 2007)
Película importante no sólo en cuanto al regreso del cine de terror visceral e irreflexivo (en el buen sentido de la palabra) sino también en cuanto al espaldarazo que dio a la industria del horror cinematográfico español, que obtuvo con esta cinta de Balagueró y Plaza uno de sus mayores éxitos comerciales en los últimos años. De todos los intentos españoles por adentrarse en el género, es también probablemente el que mayores posibilidades tenga actualmente a nivel de franquicia, tal como han demostrado su remake americano y su secuela española, con una posible tercera parte que por supuesto estaremos esperando.
La niebla (Frank Darabont, 2007)
Regreso por partida doble: Frank Darabont y Stephen King vuelven y lo hacen por primera vez con un largometraje de terror que reconoce su deuda no sólo con el cine de monstruos de antaño sino también con las crueles ironías de The Twilight Zone. La niebla es también una de las mejores adaptaciones que se han hecho últimamente de la obra de Stephen King, al menos en lo que a su vertiente fantaterrorífica se refiere, algo que no es poca cosa en estos tiempos en los que, sobre todo gracias a inofensivos telefilmes, muchos parecían dispuestos a descartar la obra de este inmesurable escritor como inequívoca fuente de pesadillas cinematográficas.
Deadgirl (Marcel Sarmiento y Gari Hadel, 2008)
En Deadgirl, la línea entre la auténtica transgresión temática y la burda explotación está más difusa que nunca, pero difícilmente esta historia acerca de miserias juveniles podría haberse llevado a cabo de otra forma. La crueldad de sus imágenes, así como la osadía de su tratamiento del tema zombi mezclado con la cosificación de las mujeres me hacen perdonarle algunas carencias comprensibles, sobre todo, por su condición de terror indie (incluyendo un abuso de los fundidos a negro entre escenas). Destinada sobre todo a aquellos que piensan que el cine de muertos vivientes ya ha agotado todas sus posibilidades y no da más de sí.
Déjame entrar (Thomas Alfredson, 2008)
En la película sueca de vampiros Déjame entrar está contenido el que sin duda es uno de los mayores concensos de los fanáticos del horror. La buena opinión acerca de esta película ha sido casi unánime, y por una vez y sin que sirva de precedente, dicha opinión general está más que justificada. La verdad es que resulta difícil no encontrar elementos valiosos en ella incluso para los que no son seguidores del género. Simultáneamente una historia del primer amor, de la madurez y de la amistad entre un niño perturbado y una vampira solitaria, esta cinta está basada en una novela homónima del escritor sueco John Ajvide Lindqvist, la cual es mucho más explícita en cuanto a sus elementos terroríficos, pero con todo y eso ambos, libro y película, son absolutamente recomendables.
Trick 'r Treat (Michael Dougherty, 2008)
Y ya para terminar cierro con una de las mayores sorpresas de los últimos años. Otra película que se granjeó una gran popularidad a pesar de su maltrato por parte de las distribuidoras fue Trick 'r Treat, opera prima de Michael Dougherty y una de las mejores cintas de antología que nos podemos echar a la cara, recuperando no sólo el espíritu de ejemplos anteriores como Creepshow sino encima dotando a dicho formato narrativo de nuevos vericuetos formales a la vez que reinvindica el espíritu lúdico de Halloween. Nuevo clásico obligatorio para futuros maratones de horror de la Noche de Brujas, es en muchos sentidos el equivalente para estas fiestas de lo que representa Canción de Navidad para la época decembrina. ¿Y he mencionado ya que sale Anna Paquin? Realmente no se puede pedir nada más.

16 comentarios:

Cinemagnificus dijo...

Estoy con casi todo menos con The Ring, que prefiero la original, y con Hostel, que me parece material desperdiciado. Con el resto (de las que he podido ver) me quedo con todas.

Por cierto, Zombieland es bastante divertida y con un gran aire ochentero.

Y Truco o trato por fin logré verla, y sí que es una gran sorpresa. Me encantó.

R y Mc dijo...

Como las he visto todas (excepto The Descent), puedo afirmar que estoy al 95% de acuerdo contigo. Todas fantásticas excepto UNA de ellas, que prefiero no mencionar porque sé que te escama la controversia generada por sus detractores. Empieza por H.

R.

ERA dijo...

Estoy en profundo desacuerdo con “La niebla”, para mí fue un trauma llegar a ese horrible final que presento la película… mejor lean el libro, y quienes ya lo hicieron, estarán en desacuerdo conmigo.

mg dijo...

Excelente lista.

No las he visto todas (de las 20, no creo que ni 5 hayan pasado por cines uruguayos). Trataré de encontrar las que me faltan.

Saludos y feliz 2010.

Damian dijo...

yo soy tambien de Uruguay XD y no se si llegamos a 5 de esas pelis que se hallan presentado en cine, es muy triste pero es asi.

Bueno estoy de acuerdo con varias pelis de la lista, pero ya que hablaste del remake del amanecer de los muertos y que hay veces que estos se hacen correctamente, me parece que la ultima pelicula de Rob Zombie (H2) tendría que haber aparecido en el listado, es una gran pelicula y gran remake aunque no se ajuste mucho al original.

Bueno saludos desde Uruguay, todos los dias tu blog es una visita obligada.

Hombre Lobo dijo...

R y Mc: no se preocupe, si no le gusta no pasa nada. Lo que me escama (y tampoco para tanto) es cuando alguien dice que es mala "porque los personajes caen mal", como si eso no fuese su intención más evidente.

Damian: gracias por pasar. Efectivamente, el Halloween 2 de Rob Zombie (que cojones, la primera tamnbién) es un peliculón envidiable. Pero claro, no quería poner más de una película de un mismo director en la lista, por eso Los renegados del Diablo se llevó el sitio de honor. Pero la verdad es que Zombie me lo puso difícil. Insisto que si hay un nombre destacable entre las nuevas promesas del cine de terror de esta década, es él.

dude dijo...

muy acertadas las recomendaciones, me falta alguna. Lo solucionare.

Salu2 y feliz año!!

melita dijo...

Un gran listado, sí señor. Yo las he visto todas menos las tres primeras, y estoy muy de acuerdo con tus apreciaciones. Eso sí, yo también hubiese incluido la francesa Martyrs, aunque la representación gala que has elegido es también brutal.

Feliz año a todos!

Davo Valdés dijo...

Muy atinada la lista. No las he visto todas, así que debo apurarme porque la decada ya se acaba. Un abrazo y buenos deseos para el 2010.

Sr. Delmónico dijo...

The Ring? Ju-On? Ginger Snaps? Kairo?... salvo esas excepciones, de acuerdo contigo.

The Ring ya le di 3 oportunidades y me sigue pareciendo fastidiosa, a Ju-On ya se la di 4!!! veces y no logro pasar de los primeros 20 minutos, lo juro, y Kairo... mmm, bueno Kairo es buena si quieres aburrir a medio mundo y Ginger Snaps... esa cosa interesante y hasta cierto punto disfrutable más no, en mi opinión, es una de las mejores película sobre licántropos como usted dice Don Lobo.

Pero qué diablos, lo bueno es estar en sintonía y disfrutar del Cine de Terror.

Muy feliz año para usted Don Lobo y a todos los seguidores de su estupendo blog.

P.D. Podremos no estar de acuerdo, pero es sin ánimo de ofender Don Lobo, puntos de vista nada más.

Hombre Lobo dijo...

Muchas gracias a todos por sus comentarios. Y sobre todo, por las felicitaciones de año nuevo, que por supuesto hago recíprocas desde aquí. Ya a partir de mañana o pasado volveremos a dar caña, en lo que mi cabeza se recupere.

Y Señor Delmónico, no se preocupe, que aquí no hablamos de cosas serias, sino sólo de películas. Usted pase por aquí siempre que quiera. Además, le tengo preparada una reseña de "Species 4" especialmente dedicada a usted.

JohnTrent dijo...

Saludos Hombre lobo, primero felicitarte el año, y ahora ya puedo expresarte un poquito de mi opinión según me perdone mi limitado tiempo.

Estoy bastante de acuerdo con tu lista, pero como siempre debe haber excepciones a gustos de cada cual. Yo por ejemplo no vi absolutamente nada de calidad en el tan alabado remake de Ringu. Está bien hecha (faltaría, costó 40 millones de dólares), no tiene malas interpretaciones (el fichaje de Naomi Watts les salió bien), etc. Pero ¿Qué meritos tiene en realidad? Lo único que podría superar a la original (que ya de por sí me parece sobrevalorada) es haber creado mayor sensación de inquietud, incluso miedo. Pero nada de eso. Una decepción el clímax final (lo mejor de la original) en está nueva, totalmente digitalizado y anticlimático.
Tampoco incluiría la de Ju On ni Hostel en la lista. No es que estén mal, pero tampoco me parecieron gran cosa. Ahora bien, es cierto que han sentado cierto referente, y eso las da mayor importancia. Y luego ya, pues cada cual con sus gustos.

PaRaP dijo...

Feliz año nuevo señor Hombre Lobo. Sepa que es usted mi crítico de cabecera. Y hablando de críticas, sólo criticaré de la lista la ausencia de 28 Weeks Later.

un saludo

IHateYou dijo...

Discrepo en la inclusión de REC. Hay películas hispanas mejores como puede ser el orfanato.

También falta Martyrs.

Drugo dijo...

Buenas entregas,aunque tengo muchas discrepancias con algunas otras,the Ring, Dark Water, Hostel,the Host no están a la altura de las geniales Let the Right one in, Ginger Snaps ó Trick 'r Treat, de lejos lo mejor de la década en cuanto al género de terror.
Podría recomendar las siguiente películas:
Suicide Club, 28 weeks later, Haute tension, Thirst, Eden Lake, Martyrs, Splinter, Donnie Darko, ...
Saludos!!!

Ricardo Camilo dijo...

Saludos desde Bolivia, antes que nada felicitaciones por la lista, ya voy en caceria de las que aun no vi.
Comensaremos con los Renegados del Diablo, que me parece que me será la mas sencilla de conseguir, claro esta ni un tercio paso por los cines de aqui, con decirles que REC recien se estreno XD, por cierto muy buena, la vi hace año y medio.
Hostal no es mala, tiene sus cosas "atractivas" y no hablo de las chicas Rusas XD, pero no me llego a convencer, hasta me parecio muy ligera, y por suerte no incluiste Hostal 2, esa si es horrible y no porque de terror, la puedo comparar con una pelicula de Pamela Anderson que no recuerdo el titulo o con alguna donde sale Megan Fox, me dio cosas, nos vemos.